Lunes, 19 Noviembre 2018
Ultimas noticias
Casa » Científico de 104 años se somete hoy a eutanasia

Científico de 104 años se somete hoy a eutanasia

10 May 2018

"Me siento feliz de tener la posibilidad mañana de terminar con esto, y aprecio la ayuda de la profesión médica de aquí que lo hace posible", añadió.

David Goodall no tiene una enfermedad terminal, pero dice que su calidad de vida se ha deteriorado significativamente en los últimos años y está listo para morir. Australia prohíbe la práctica, aunque el estado de Victoria fue el primero en aprobar un proyecto que la permitirá desde el 2019 para los pacientes terminales.

Goodall, un reconocido botanista de 104 años que ha publicado extensamente en revistas científicas, se convirtió en un activista de la eutanasia, un acto que está prohibido en su país, con excepción de un estado, que lo ha legalizado recientemente pero de forma muy restringida y solo a partir del próximo año. "Todos los que lo desean deben tener derecho a una muerte digna y apacible", agrega.

"Me arrepiento de gran manera por haber alcanzado esta edad", dijo el comprobado en una entrevista con la ABC. "No es particularmente triste". "Mi sentimiento es que una persona mayor como yo debe beneficiarse de sus plenos derechos de ciudadano, incluido el derecho al suicidio asistido".

El profesor Goodall ya había hecho noticia en el 2016 cuando la universidad donde impartía clases lo forzó a abandonar su puesto pues decían que, a la edad de 102 años, no era apto para seguir laborando en el campus.

El investigador honorario asociado de la Universidad Edith Cowan de Perth salió de Australia hace una semana, y se detuvo en Burdeos (Francia), para visitar a familiares antes de llegar a Basilea el lunes. El centro dio marcha atrás a su decisión ante la indignación que provocó entre la comunidad internacional.

Cuando se le preguntó si eligió alguna música para escuchar en sus últimos momentos, dijo que no ha pensado en eso.

El anciano dijo que desea que el interés que ha suscitado su caso lleve a Australia y a otros países a revisar sus legislaciones.

"Pero si debo escoger algo, pienso que podría ser el movimiento final de la Novena sinfonía de Beethoven".

Cuestionado sobre si tiene alguna duda de su decisión, el anciano respondió con un contundente "no". Activistas por el derecho a morir respaldan su decisión. La mayoría de las fundaciones suizas piden al paciente que tome pentobarbital sódico, un potente sedante que en altas dosis detiene los latidos del corazón. Pero como la sustancia es alcalina y arde cuando se ingiere, Eternal Spirit, la organización suiza que asiste a Goodall en el proceso, optó por la vía intravenosa. Este se realizó mediante la inyección de Nembutal, un barbitúrico.

Científico de 104 años se somete hoy a eutanasia